Las cámaras introducidas en el pozo no logran ver al niño

A esta hora de la noche sigue la incertidumbre en Totalán tras haberse realizado dos prospecciones con cámaras que han bajado hasta los 80 metros de profundidad sin que se vea rastro del niño de dos años que, según sus padres, cayó al interior del pozo sobre las 14 horas de hoy.

Los equipos de rescate siguen trabajando en la zona y buscan la forma de acceder para poder practicar el rescate.

El pozo, que ha sido realizado hace poco más de un mes para buscar agua, se encuentra en una finca privada y cuenta con una profundidad de 110 metros según la empresa que lo ha hecho. El problema es su diámetro, de poco más de 20 centímetros, lo que imposibilita la entrada de un adulto.

 

 

Entrada anterior
Abierto el plazo para solicitar ayudas económicas para los campamentos urbanos de Semana Blanca
Entrada siguiente
Cine gratis en Santa Rosalía-Maqueda

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú